¿Hipnosis para adelgazar?

A veces lo que conocemos sobre la hipnosis se limita al truco televisivo, o de los espectáculos, en el que una persona, “hace la gallina” en un escenario. Y ello desvirtúa el verdadero valor de esta terapia a la que cada vez más personas acuden para combatir la depresión, superar fobias, o perder peso.

Y por ello, Ana (nombre no real), acudió a un hipnoterapeuta que anteriormente le había ayudado, también con hipnosis, a superar su miedo a volar. Necesitaba perder solo unos 15 kilos, aunque ella, lo que realmente quería es tener hábitos alimenticios saludables.

En un principio, el nutricionista e hipnoterapeuta le dio cuatro pautas alimenticias que, realmente le sorprendieron:

  1. Come sólo cuando tengas hambre
  2. Escucha a tu cuerpo y come lo que realmente te apetezca
  3. Detente cuando estés llena
  4. Come despacio y disfruta de cada bocado

¿Cómo ayuda la hipnosis?

La hipnosis está dirigida a personas que desean cambiar sus hábitos de vida por  algunos saludables y no para los que quieren una solución instantánea. Eso difícilmente  lo vas a obtener. Incluso con la hipnosis se necesitan a veces varias sesiones para obtener un resultado que perdure en el tiempo.

Cuando tienes problemas de sobrepeso,  y una mala relación con la comida, lo normal es necesitar varias sesiones para cambiar estos hábitos tan arraigados en nuestro subconsciente.

Tras varias sesiones, Ana comenzó a  cambiar su relación con la comida, una historia de odio acabó en una bonita y sana relación. Al principio le costó perder, pero luego no solo obtuvo el peso ideal, sino que cambió de forma radical su forma de pensar acerca de la comida. La suya, y la de su familia, que se adaptó a los cambios realizados por ella, llegando a llevar, su marido y su hija, unos hábitos más saludables y ecológicos.

La hipnosis te ayuda a ser fuerte, a controlar más tu mente, y a superar aquellos problemas emocionales o psicológicos que hacen que odies hacer ejercicio o que por la noche atraques la nevera y comas demasiado.

Te ayuda a separar los hábitos alimenticios de tu parte emocional, es decir, la hipnosis no es una dieta, aunque bien existe la Banda Gástrica con Hipnosis, que enseñamos en la Escuela, y que es muy práctica a la hora de controlar el alimento que ingieres. Y en este curso, no solo se realiza la Banda Gástrica, sino que se incide en la personalidad para realizar un buen tratamiento.

Por todo ello, olvídate  de considerar la hipnosis como “un estado de trance” en el que todo es posible, que en parte puede ser… lo que si debes considerar es como una terapia muy eficiente en cualquier tipo de problema emocional o psicológico, que coadyuva a cualquier otro tratamiento y que ayuda a enfocarse directamente en la solución.

Por otra parte es un tratamiento que no requiere de píldoras con efectos secundarios, y que lo peor que te puede pasar, es que no te funcione… Aún así, un rato en el que estás relajado semi en trance, seguro que te va a beneficiar.


¿Quieres   Certificarte  Como Experto En Hipnosis Rápida?

Descubre en este curso online como ser un experto en hipnosis y ayudar a las personas a dejar de fumar, adelgazar, superar fobias y mucho más...


Un estudio en los años 90 dictaminó que las personas que perdían peso a través de la hipnosis, lo hacían en el doble de cantidad que los que no.

Ana no ha vuelto a recuperar peso, y ya han pasado dos años desde entonces (es una amiga y puedo verlo en ella).

La mala noticia es que no todo el mundo es hipnotizable. Hay una cantidad de personas que por el motivo que sea, no son capaces de entrar en trance. Suelen ser las que no sueñan despiertos, las que no se concentran en algo hasta que pierden la noción del tiempo…

Así que, cuando tengas un paciente, primero pregúntale si le gusta soñar despierto. Seguramente si es así, tendrás las de ganar, las de hacer una sesión efectiva. Y sino, hazte con un listado de profesionales de otros sectores que recomendarle.

¡Hasta pronto!