¡¡¡¡Mi madre me ha hipnotizado!!!! →Un proceso hipnótico

¡¡¡¡Mi madre me ha hipnotizado!!!! [Un proceso hipnótico]

Proceso hipnótico

Hay una técnica de hipnosis muy efectiva,  que encontramos cuando una madre da de comer a su bebé. Podemos observar como las mamás utilizan, de forma inconsciente y movidas por una sabiduría ancestral, una técnica básica de hipnosis, que es precisamente “la desviación de la atención”.

Lo observamos cuando quiere dar de comer a su hijito y éste, tozudo, se niega a comer, escupiendo o llorando… ¿qué suele hacer la mama en estos casos? Sencillamente desvía su atención, por ejemplo, enseñándole un objeto, un muñequito, o incluso contándole un cuento.

Es en este momento, cuando el interés del bebé está dirigido al objeto, cuando ella aprovecha para introducir la comida en su boca, que a esas alturas estará abierta de alguna manera. La comida entra en «forma subliminal», puesto que su mente esta distraída.

¿Cómo se da este proceso hipnótico?

Para que se de este proceso hipnótico, debes contar con la capacidad mental del sujeto para desarrollar imágenes de tipo sensorial, con su capacidad para imaginar.

Cuántas veces miramos a nuestro alrededor y  no vemos algo que está ante nuestra vista. Mientras miramos, nuestra mente esta absorta en alguna idea, en algún recuerdo que es el que en realidad ocupa el campo de nuestra conciencia: miramos sin ver.

Evocar algún aroma que le traiga agradables recuerdos es una actividad ideo sensorial utilizada para desviar la atención del sujeto. De esta manera, implicándolo en varias experiencias, se hace muy fácil el condicionamiento hipnótico.

Es aconsejable hacer que el sujeto recuerde o evoque experiencias que le sean familiares, que haya experimentado. Para que la inducción resulte positiva, las experiencias deben haber sido muy placenteras y agradables. Estos sistemas son tan útiles y prácticos que puedes hipnotizar a un sujeto sin hablarle ni siquiera de hipnosis.

Además de las ideo sensoriales están las ideo motoras. La actividad ideo motora es un aspecto utilizado en hipnosis por su gran eficacia sugestiva. Es la capacidad  de los sistemas nervioso y muscular para responder instantáneamente a pensamientos, sentimientos e ideas.

Son respuestas a modo de acto reflejo y son inherentes a nuestra propia naturaleza. Son necesarias para la propia existencia del individuo.

Seguro que te ha pasado el caso de ir de copiloto y ante un peligro inminente, pisas sin querer el freno. También son típicos movimientos los que puedes realizar viendo a tu deportista favorito.


¿Quieres   Certificarte  Como Experto En Hipnosis Rápida?

Descubre en este curso online como ser un experto en hipnosis y ayudar a las personas a dejar de fumar, adelgazar, superar fobias y mucho más...


En todos estos actos espontáneos no hay una conciencia racional. Es obvio que en muchos de estos actos hay una intima relación entre actividad ideo sensorial e ideo motora.

¿Qué parte del cerebro interviene en estos procesos?

Por lo general,  todo ocurre al margen de la conciencia, es decir fuera de la mente racional. Son los centros subcorticales (tálamo, hipotálamo y otros relacionados con el inconsciente) los responsables de las respuestas primarias, que a su vez se manifiestan en forma de reflejos involuntarios.

Estamos hablando, por tanto, del sistema nervioso autónomo o vegetativo, cuyos reflejos no necesitan ser aprendidos.

Otro ejemplo sencillo: capacidad de succión de un recién nacido, parpadeo dilatación o contracción de las pupilas, funciones de las glándulas endocrinas, respiración y funcionamiento cardiaco, asimilación de alimentos…..

Procesos que se realizan al margen de nuestra consciencia y que, por supuesto, nadie nos enseña. Nacemos con estos mecanismos necesarios para la subsistencia. La gran mayoría de las funciones vitales se halla bajo el control del sistema nervioso autónomo.

No obstante en estado de hipnosis se puede someter a un control voluntario alguno de estos procesos cuya naturaleza es involuntaria.

Con una simple conversación,o con un condicionamiento con programación neurolingüística  (PNL), eres capaz de hacer  llegar a ese estado de trance donde puedes incluso corregir malos hábitos (como los que puedes ver en este reporte gratuito de pnl), creencias negativas, etc, que puede ayudar a mejorar la vida y en general, a disfrutar más de la misma.

Y las madres, aunque no tengan estudios de hipnosis, son expertas en el subconsciente de su hijo, incluso diría más… tienen poderes de adivinación, porque… ¿qué madre no sabe exactamente lo que piensas?